ESTUDIOS. filosofía-historia-letras
Verano 1987
* [Nota 9]

John Rutherford, Mexican Society during the Revolution. A Literary Ap-proach. Si la ideología de la revolución es despojada de sus dimensiones culturales queda reducida a un débil esqueleto de gris nacionalismo socioeconómico. Daniel Cazés ha sido uno de los primeros en señalar que las luchas que se inician en 1910 tienen un carácter tan atrasado -entre otras cosas por la debilidad de su dimensión ideológica- que se puede hablar de una subrevolución. También ha hecho un agudo análisis crítico de las terribles debilidades ideológicas de uno de los más importantes profetas de la revolución: Andrés Molina Enriquez, cuyas tesis centradas en argumentos socioeconómicos no se sostienen sin la ayuda del darwinismo social y del organicismo spenceriano que exalta los valores patrióticos que emanan del mestizaje racial y cultural. Cfr. Daniel Cazés, Los revolucionarios, pp. 35ss. Desde una perspectiva igualmente crítica Ramón Eduardo Ruiz realiza un interesante estudio en su libro México; la gran rebelión, cuyo titulo ya denota claramente las intenciones del autor.