©ITAM Derechos Reservados.
La reproducción total o parcial de este artículo se podrá hacer si el ITAM otorga la autorización previamente por escrito.

ESTUDIOS. filosofía-historia-letras
Verano 1991

ZAMIATIN, NOSOTROS

Author: Julián Meza


ZAMIATINE, Nous autres, 1990, París, Gallimard, 233 p. ISBN 2-07-028648-7.

Después de Butler, Zamiatin. Antes de Huxley y de Orwell, Zamiatin. Con sus diferencias, pero también con sus semejanzas. A Butler le inquietaba el rudo ritmo del progreso técnico y en particular el de los relojes. A los otros tres también les preocupaba la técnica, pero antes que a HuxIey y a Orwell a Zamiatin le angustian los sistemas totalitarios. Así, Nosotros es la primera novela sobre la utopía totalitaria del Siglo XX. Reeditada en francés en 1971, ¿por qué volver a editarla en 1990? En 1971 tenía sentido, se pensará, porque la realidad totalitaria era evidente. ¿Y en 1990? Además de que nunca, ninguna sociedad estará a salvo de la amenaza totalitaria, Nosotros de Zamiatin posee un valor intrínseco desde el punto de vista literario que tal vez ni Un mundo feliz ni 1984 tienen.

Tras la perestroika, la insurrección rumana y la caída del muro de Berlín se puede creer que la amenaza totalitaria ha sido definitavamente conjurada. Me parece un error esta creencia. Ninguna sociedad, decía Jaspers, por culta y civilizada que sea, está a salvo del peligro totalitario. Recordar los futuros horrores que ya ocurrieron no está por demás. Disfrutar, hasta donde el horror no lo impide, de la prosa de Zamiatin es un gozo al cual difícilmente se puede renunciar.

Escrita en 1920, Nosotros fue y seguirá siendo una joya novelística de la literatura rusa. No sólo, evidentemente, por su tema, sino, sobre todo, por su estilo, por un estilo que recuerda a sus grandes maestros y traza el porvenir a sus grandes herederos, de Bítov a lerofiev.

Tal vez un editor austero quiera ahora publicar en español una obra que parecería, falsamente, ademas de inédita, tardía, pero que en realidad sigue siendo de enorme actualidad en un universo en el que supuestos órdenes mundiales amenazan, gracias a sus tecnologías, con la homogeneización a la escala del planeta. Como lo advierte Zamiatin, el totalitarismo no es un accidente; es una vocación -poderosamente auxiliada por la técnica, ahora.

JULIÁN MEZA

Depto. Estudios Generales, ITAM.


Inicio del artículoRegreso