ESTUDIOS. filosofía-historia-letras
Otoño 1992
* [Nota 11]

Los prisioneros de guerra podían escribir a sus familas, según la convención de Ginebra, pero a través de un sistema de tarjetas impresas. Se podía solamente poner "sí" o "no" o tachar lo que no correspondía. P. ej. Salud: buena ( ) mala ( ) normal (). Los "suplementos" eran paquetes de alimentos, tabaco, ropa, previstos por la convención de Ginebra, pero sometidos al arbitrio de cada comandante de campo. Marc Weil, sobrino de Marc Bloch, había sido compañero de liceo y amigo de André Meyer. Henri Brunschwig, profesor y oficial de reserva, como André Meyer, fue prisionero de guerra, pero como el ejército alemán no practicaba la discriminación racial, a diferencia del Reich, Brunschwig no fue eliminado como judío. Después de la guerra hizo su tesis sobre la historia de Alemania, lugo se dedicó a la historia del imperio colonial francés. Murió recientemente, con más de 80 años.


Inicio del artículo